Perdonando la Sexualidad

Perdonar…. Pero.. ¿que es perdonar? Desde el marco no dual, el Perdón es la práctica que nos lleva a la comprensión de que no hay nada que perdonar, nos lleva a un cambio de visión, en la cual, te das cuenta que realmente todo lo que creías que tenías que perdonar eran solo percepciones ilusorias al creerte identificado con tu pequeño yo. Al vivirnos desde lo que llamamos la ilusión, el sueño o la dualidad, este mundo en el que crees estar, estas viendo constantemente en tus relaciones situaciones donde ves culpabilidad, juicio y sufrimiento.

La práctica del Perdón nos lleva a un estado de liberación, de Paz interna y aceptación. Surge de la verdadera voluntad de sanar y de aplicar el discernimiento y el amor.

Para llevar a cabo esta mentalidad del perdón nos abrimos de corazón hacia una nueva comprensión dejando a un lado todas las creencias, todo lo aprendido, todo lo que creo que soy, para renovar la mirada y dejar entrar una nueva comprensión que transforma todas tus relaciones, toda tu vida.

Entendemos la práctica del perdón no como un camino intelectual sino un camino sentido. Abrirnos a sentir, lo que ocurra en nuestra experiencia vital, de forma abierta, honesta y confiada es la base de nuestra práctica.

En nuestro estado de conciencia habitual y normalizado en el mundo está impregnado de una tremenda carga de culpa inconsciente, que nos pasa desapercibida. Esta culpa no tiene ningún motivo que tenga que ver con mi vida o mi historia personal, es una sensación profunda y abstracta. No se trata de que te sientas culpable por cosas que hagas, digas o pienses, es una culpa sin motivo. Esta culpa hace que tenga que juzgar absolutamente todo lo que ocurre en mi experiencia, y por supuesto a mi mismo como protagonista de la historia.

La sexualidad es el escenario perfecto para poder ver esta culpa profunda que se aloja en mi subconsciente. Y sin embargo, al mismo tiempo, me brinda la oportunidad de poder trascender esta culpa, y recoger uno de los mayores regalos que puedo vivir en esta experiencia humana: reconocerme en el otro. No hay palabras para definir esta experiencia.

Cuando llega un punto en tu vida, donde tu verdadera voluntad es despertar a la conciencia de lo que realmente Eres, el propósito que le das a las relaciones y a la sexualidad cambia de un propósito de ataque, conflicto, culpa, dolor, separación, a un propósito de sanación, donde la verdadera comprensión del Amor aflora. Llevado esto a la práctica del sexo, de una manera consciente, para que esa actividad, como todas las demás sean un medio para sanar y retornar a la conciencia de Unidad.

El placer y el dolor son dos polaridades que forman parte del mismo continuo.

Pero además en el mundo del ego si percibes placer va a ver culpa , el sexo está muy asociado a la culpa, indagar en todos estos aspectos de culpa consciente e inconsciente para ser vista y aplicar la práctica del perdón.

Este no es un camino de renuncia, el impulso sexual es un impulso fuerte que nos acompaña durante casi toda la vida, y una distracción muy habitual que nos aleja de la conciencia de Unidad, es una oportunidad para ver donde nos perdemos y poder aplicar el perdón para retornar a la comprensión de lo que Soy.

La Sexualidad es una oportunidad para Indagar, un paradigma lleno de ocasiones para perdonar, porque hay mucha culpa inconsciente asociada a esta actividad. Cuando el sexo se libera de la culpa, pierde fuerza, porque lo que mantiene tan fuerte este deseo, este impulso, de buscar afuera, de experimentar… es la culpa inconsciente, y esto no significa que tengas menos ganas, o que lo disfrutes menos, al contrario, te lleva a vivir esta actividad de una manera consciente, unida al verdadero propósito de sanación, y que ocurre cuando experimentamos esta vivencia? Lo que ocurre en los cuerpos, en la forma, es lo de menos, igual te encuentras experimentando algo que nunca habías experimentado, o que la trasciendes, o que te vuelves mas apetente, no importa lo que hagas con tu cuerpo, porque esto no opera en la forma, no trata de conseguir nada para los cuerpos, el perdón opera en lo profundo, en el reconocimiento de lo que realmente Eres.

Si quieres profundizar en la práctica del perdón en el escenario de la Sexualidad, te ofrecemos un retiro de convivencia, con vivencias experienciales, práctica a través de la meditación y la comprensión del Perdón no dual y Un Curso de Milagros, para indagar, observar, reconocer, soltar todo los conceptos, patrones, creencias, hábitos, y estructuras mentales que tenemos en torno a este escenario, en un espacio de confianza, acompañado, donde el E.S. nos guía en este camino de liberación.

Fechas: del 5 al 9 de diciembre en Olba (Teruel) toda la info pincha aquí

 

Facilitadora:

Laura Cárcel Cortes

Terapeuta, con más de 15 años de experiencia. Facilitadora de Tantra, he hecho diferentes seminarios con profesores de renombre internacional. Facilitadora del perdón no dual por la Asociación conciencia (Jorge Lomar). Facilitadora de Un Curso de milagros (para cambiar la percepción y retornar a la paz y el amor). Profesora de kundalini yoga, pilates y baile. En el 2010 creó en Calicanto (Valencia) el centro de Terapiascalicanto, donde dirige clases semanales de yoga y Pilates, (se dedicó varios años profesionalmente al baile en pareja, salsa, bachata, kizomba… creando una academia de baile) Técnico en medicina china (estudió 7 años en escuela quirosoma y escuela neiging) Formaciones en quiromasaje, masaje ayurveda y tántrico.

Desde el 2015 realiza talleres, cursos, y retiros mensuales de Tantra, así como sesiones individuales y de pareja desde una perspectiva de la Unidad, advaita (no dualidad)

RESERVA TU PLAZA

687 864 494

tantravalencialaura@gmail.com

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies